Páginas

miércoles, 17 de enero de 2018

CONVOCATORIA JUEVERA PARA EL JUEVES 18 DE ENERO, LA AMIGA ROXANA DESDE SU BLOG SOÑANDO UNO DE TUS SUEÑOS NOS INVITA A VER LO QUE HAY.....


DETRÁS DE LA MASCARA



Con cinco años me espeluznaba la algarabía del carnaval, no me gustaba disfrazarme, de hecho aún hoy no soporto ni mascaras ni disfraces, una que es rara que le vamos a hacer….Pues bien como comentaba el carnaval parecía no estar hecho para mí o al menos eso era lo que pensaba mientras escuchaba una discusión que año tras año se repetía.

-Pero es que van todas mis amigas – decía mi hermana

- Bueno y si tus amigas se tiran a un pozo, tú te tiras detrás ¿no? – suerte que ya lograba descifrar las sutilezas de mi madre porque si no…

Estaba claro a mi madre que vivía entre su cultura cordobesa y la manchega le costaba aceptar los entresijos de la cultura y tradiciones de Membrilla.
Para mi alma callejera era diferente, el bullicio de la calle Nueva rompía mi zascandileo, me daban miedo aquellas caras cubiertas con medias y cuando alguna de aquellas mascaras se cruzaba ante mi corría despavorida.

-Anda, anda, anda ¿a que no me conoces? – y escuchaba las voces chirriosas con un sentimiento de intimidación.

Con el paso de los años, llegue a comprender aquella especie de rebeldía que llevo a muchos pueblos manchegos a mantener una tradición más que perseguida, eran los carnavales de prohiciones, aquellos que podían hacer que los más osados fueran detenidos y pasaran la noche en el cuartel de la guardia civil.

La tradición empujaba el jueves de comadres (jueves previo al carnaval) a los chiquillos anca la madrina a comer gachas blancas, exquisito manjar dulce con sabor a matalahúva, la madrina solía obsequiarnos con una naranja y una peseta. Los días de carnaval se abrían los baúles y se preparaban colchas y manteles que se utilizaban como disfraz. La ropa vieja ya no utilizada servía como disfraz, las colchas y manteles daban el último toque y en unos años en los que a duras penas se permitían las máscaras de cartón ( si esas de la gomilla detrás) cuando cubrirte la cara con un pañuelo podía llevarte de bruces al cuartelillo, los mozos y mozas ingeniosos ellos cubrían sus caras con una tupida media de aquellas desechadas y llenas de carreras pero ideales para ese fin.



Membrilla en carnaval bullía de máscaras concentradas la mayoría en la calle Nueva, pero lo más esperado por los más jóvenes era la noche con su baile de máscaras, la mejor oportunidad de bailar con quien supones pero no sabes, la fiesta más esperada por mi hermana y la que mi madre más temía.
Cincuenta años después, miro fotos actuales de los carnavales  en Membrilla, fotos similares a las de otras ciudades y poblaciones, con sus disfraces y sus comparsas y recuerdo aquellos días vividos en blanco y negro con añoranza.

 Tenía cinco años y no comprendía que estaba viviendo momentos únicos e irrepetibles.



miércoles, 10 de enero de 2018

CONVOCATORIA JUEVERA PARA EL JUEVES 11 DE ENERO, LA AMIGA DOROTEA DESDE SU BLOG LAZOS Y RAICES NOS INVITA A HABLAR DE REYES.....

MI REY


Mi rey despierta mis sueños, 
con suaves caricias de alba,
apenas un cruce con la oscuridad,
atraviesa mi ventana.
Mi rey canta nanas tejidas con esperanza,
niños que corren y gritan acariciando su cara.
Mi rey acompaño sus pasos por los campos de Argeles,
y se reflejo en cientos de ojos desde las ventanas de la maternidad de Elne.


Despierta en la mañana fría de otoño,
las gotas de roció dan paso a las primeras escarchas.
Estrellas brillando al compás de sus ojos,
El silencio clama solo hay lugar para la luz,
apenas un guiño y ya está fuera,
mostrando con fuerza los colores de Le Canigou.


Quise dibujar un ángel en la nieve,
mientras el blanco se reflejaba en mi piel.
Las plumas, suavemente colocadas,
surgían de mis alas adorando a mi rey.


¿Que seria de la iglesia de Beget sin tu presencia?
¿Que seria del tosco tejado?
Tus caricias por años labrando,
cada rincón, cada teja....
¿Que seria del pueblo escondido?
¿Y de aquel caminante cansado?
No dejes de hacer guiños los días fríos, 
en uno de los pueblos más bellos de La Garrotxa.



Me gusta esconderme entre la paja,
me imagino, que cada día cuando te peinas
cientos de cabellos rubios se entienden por los campos.
Son tus cabellos mi rey, rubios calidos.....
me gusta esconderme entre la paja.


Zuheros, pueblo blanco pintado con tus pinceles,
olivos y vides.
Solo tu puedes obrar el milagro cada día,
momentos encontrados entre blanco y verde.
Los colores de mi Andalucía.


Y te cuelas entre hayedos,
haciendo que mi vista se pierda en la inmensidad,
¿un sueño o un cuanto de hadas?
La respuesta está en La Fageda d'en Jorda.


Era el primer día del año,
me gusta madrugar y ir a saludarte frente al mar.
Durante todo el día fui siguiendo tus huellas
por las calles escarpadas de Cadaques.
Me pare un buen rato a vigilar el ir y venir de la casa de los gatos.
Más tarde me miraste con esa profundidad,
con la que sueles mirarme cuando te vas......


Soledad, te has ido dejando el lago gris,
solo dos minutos antes era imposible separar tu amarillo de su azul.
Aún ahora, se cuela tu sonrisa entre sus aguas,
te has ido hoy
¿Seguro que volverás mañana?


Me escape para comprar un helado, 
me habían dicho que la mejor heladería de Napoles
se encontraba ahí justo debajo de la cúpula.
Mire hacia arriba y te sonreí,
mientras saboreaba mi helado de gianduja.


Tu vena de artista me desconcierta,
nunca he conocido a nadie como tu,
capaz de dibujar sombras en el aire
o de llenar el rió Onyar de mil colores.
Artífice de espejos en las aguas, 
toques mágicos de luminosidad.
Rey de la luz, fuego del agua,
acaricias la vida con tu luz.



Cuando dices que te vas,
no se si es que estas triste y te escondes a llorar.
No se si los truenos te asustan,
o si te escondes de la tormenta.
Solo se que te espero impaciente,
Mi rey vuelve - digo bajito .
Y si tardas días ya grito: ¡MI REY VUELVE!


El Tamesis recoge lagrimas de cielo,
¿Son las nubes las que secan tu llanto mi rey?
Te intuyo empujando con rabia,
pujando por salir.
A través de la ventana del barco
no se si podre tocar el meridiano de Greenwich,
creo que allí justo nacen las horas,
las mismas que te animan a salir.



Cuando regresas me traes un regalo,
has entendido toda tu pala de colores para dibujar el cielo.
Has logrado sacar mi sonrisa, arrancar mis penas.
Es tu mejor regalo cuando dibujas tu arco iris.

MI REY ES EL SOL.




jueves, 4 de enero de 2018

CONVOCATORIA JUEVERA, JUEVES 4 DE ENERO DE 2018, ESTA SEMANA EL AMIGO PEPE DESDE SU BLOG DESGRANANDO MOMENTOS NOS INVITA A DAR UN GIRO INESPERADO.

AGAZAPADO EN LA OSCURIDAD



Estaba allí agazapado en la oscuridad del parquing, como otras noches había estado dando vueltas por el barrio hasta tener la certeza de que nadie seria consciente de su presencia, un rostro más entre cientos de rostros y después la entrada sigilosa a través de la escalera conocida, nadie lo sabría, era su secreto. Por eso esa noche como tenía casi por costumbre, se mantenía expectante hasta que por fin casi entrada la madrugada se escurría entre oscuridad y sombras y subía descalzo uno a uno los peldaños de la escalera.

Escuchaba cada sonido, la tele del tercer piso se mantenía con un volumen regular cada noche desde que comenzó su aventura, conocía cada ruido, cada grujir de cada uno de los pisos. En la oscuridad, introducía la empuñadura en el pomo de la ventana, desde que “ellos” se dieron cuenta de sus hurtos eran cada vez más precavidos. Al principio la manecilla se mantenía en su sitio, meses después se encontró que no pudo abrir porque no había manija para abrir y tubo que abortar sus planes con su sucesivo sentimiento de frustración, desde esa noche siempre tiene en cuenta llevar un asidero de repuesto.

Una vez traspasada la ventana, se desliza siguiendo el recorrido de la instalación del agua, tubos recubiertos de protección para el frió que facilitan su descenso, es solo un piso en su vida ha recorrido caminos más peligrosos pero a pesar de eso su corazón no para de latir cada vez con mayor prisa cuanto más se acerca a su objetivo. Cuando cae con un golpe seco en el pequeño cubículo la sensación de miedo le recorre el cuerpo pero este se torna en gozo una vez tiene en las manos su botín. Esta vez son solo cuatro, suficientes para lo que esperaba. Desde que “ellos” son conscientes de los robos se lo están poniendo difícil, suerte que la policía ignora estas pequeñas cosas, vamos que por esa menudencia no montaran guardia en su casa y en ese punto el ya sabe quién manda, quien domina.

Con su destreza, la subida es mucho más fácil que la bajada. Sube sigilosamente, se desliza y sale a través de la ventana, baja agazapado en la oscuridad de la escalera y sale victorioso por la puerta de entrada, con sus dedos va palpando en los bolsillos su botín: la seda sinuosa de cuatro tangas.



·         PD. Hace unos 15 años, alguien bastante allegado a mi sufrió un acoso constante que parecía increíble. Alguien entraba de noche a su patio y se llevaba su ropa interior del tendedero. La chica, embarazada vivió durante meses en un estado de terror, de hecho cuando el embarazo se hizo visible los robos se acompañaron de escritos obscenos, también cuando al “ladrón” le parecía retornaba la ropa al buzón de cartas, también sufría un continuo control telefónico, lo más alucinante fue el poco control policial y que incluso tuviese que ser un familiar cercano  (quien trabajaba en una empresa de telefonía) quien facilitara el lugar desde donde se hacían las llamadas. El tema se resolvió meses más tarde y casi por casualidad cuando esta persona se enteró en una peluquería que alguien de otro barrio sufría una situación similar y habían puesto cámaras de seguridad en su piso fue la forma en que pudieron detener al supuesto ladrón a quien después ni tan solo se juzgó. AQUÍ OS DEJO UN ENLACE donde podéis ver que estos hechos se volvieron a repetir en Figueres años después: la misma ciudad, el mismo personaje otras chicas, la mayoría de las veces la realidad supera la ficción……


jueves, 28 de diciembre de 2017

TRAVÉS DE SUS OJOS




 Mi amigo puso la voz suave, recuerdo que me dijo:

-         -  Esta nevando – y volvió a repetírmelo a voz de grito.

No entiendo esta forma de hablar de los humanos, les cuesta comprender que nosotros los perros somos capaces de oír el roce de una hoja resbalando por un tronco. Estuve a punto de decirle que ya lo había oído incluso antes de que pronunciase la palabras, bueno más que oír, presentía cada idea, cada gesto de mi amigo. Sabía cuándo estaba triste y entonces me acercaba a el suavemente y le lamia la cara o le tiraba del jersey invitándolo a jugar. No me gusta la tristeza prefiero las risas y el alboroto y más ahora que los miro desde lejos, desde mi cielo.

Como iba explicando, yo tenía una enorme curiosidad por la nieve, mis genes ancestrales me recordaban su tacto frió, el blanco inmenso de su manto cubriéndolo todo, los copos cayendo sobre mi pelo y yo sacudiéndola, pero eso era solo el recuerdo de generaciones marcado en mi mente, sensaciones de días intensos y largos caminos en los que mis ancestros arrastran trineos porteadores de hombres y de otros amigos.

Mientras yo fui pequeño, mi amigo también pequeño jugaba continuamente siguiendo mi ritmo, luego yo fui creciendo me hice adulto y el aún seguía siendo un niño. Nos gustaba estirarnos juntos a veces el me abrazaba explicándome todo lo que vivía hasta sus más recónditos secretos y en uno de esos días le hice una promesa entornando los ojos, porque claro no tenía voz humana, solo ladridos de perro.

-          -Gin, cuando te vayas – me dijo – prométeme que si vuelves a la vida con otra forma me lo harás saber.

Se lo prometí aunque en aquel momento no sabía ni imaginaba los desfases del tiempo. El tiempo es un imaginario humano, diferente del imaginario de un perro, y yo aquí desde mi cielo solo puedo enviarle señales para que sepa que a pesar de la distancia aún continuo queriéndolo, que recuerdo sus últimas palabras y como mi alma se enredó en sus dedos mientras él se despedía de mí en mi último viaje.

-Amigo mi alma de perro estará siempre contigo!  - le grito, aunque si él sonríe es porque lo sabe, ya formo parte del hombre como el formara por siempre parte de mí.


·         *Dedicado a Gin estés donde estés.

Tenia un ojo de cada color, como el jefe de manada de los Alaska Malamutes

Cuando se encontraron Lleïr tenia doce años.

Su mejor amigo y compañero de juegos.


Hasta se agotaban juntos.


Aunque era el mimado de todos

Por descontado que también era mi mimado.....

Gin se dio más prisa en crecer....

Y aparecieron nuevos amigos

                Con quienes podía seguir jugando.....


Y LAS MIRADAS VAN LLEGANDO.......












PEPE







sábado, 23 de diciembre de 2017

CONVOCATORIA JUEVERA, JUEVES 28 DE DICIEMBRE




Gin me miraba arrugando el ceño desde su pose de cocodrilo observando todos mis gestos y mis andares por el piso. Mel me mira con un ápice de tristeza y temor cuando me ve hacer la maleta. Dream y Nuva giran sus ojos hacia la puerta cuando alguien de la familia está a punto de llegar…..Perros, gatos, conejos de indias….alguien les llamo mascotas, para mí son mucho más que amigos, forman parte de mi mundo, de mi familia. Mi propuesta esta semana va por ahí, coincidiendo con unas fechas en las que parece normal ofrecer como regalo a un ser vivo, después de que no hace unas semanas se debatiera una ley que considerara a los animales como seres y no como “cosas”. Mi posición empática me lleva a proponeros ser ellos, bueno a mirar tu mundo desde sus ojos ¿Cómo nos ven? ¿Qué piensan de nosotros? ¿Qué sienten? La propuesta es válida tanto si tienes a tu lado uno de esos compañeros peludos, con alas o sin ambas cosas. Porque ¿Cómo ve el mundo un toro en medio de la plaza? Ya veis que la propuesta es muy amplia así que esta semana os invito a ver otra realidad…….AQUÍ OS DEJO LAS NORMAS DE TESALO



A TRAVES DE SUS OJOS……

jueves, 21 de diciembre de 2017

CONVOCATORIA JUEVERA, JUEVES 21 DE DICIEMBRE, LA AMIGA CHARO DESDE SU BLOG ¿QUIERES QUE TE CUENTE? NOS INVITA A JUGAR CON FUEGO.....



ZUINING DE FUEGO

A lo lejos se escucha el chasquear de los tambores, Marie espera la noche. En un mundo patriarcal juega con desventaja y lo sabe. Desde pequeña sabe de las limitaciones de las niñas, de los juegos de chicos mucho más divertidos pero prohibidos para ella. Marie se hartó de escuchar siempre las mismas frases, las mismas palabras limitadoras. Cansada de gestos desaprobadores por parte de mayores ya que la niña era la muñeca  esperada en un mundo de chicos .

Marie se recuerda danzando al sol con las cariocas, nunca un cuerpo masculino salto con tanta gracia, jamás de los jamares existiría otra como ella. Ignorada en la sombra de sus primos mucho menos habilidosos que ella.

Descendiente de una noble dinastía francesa ubicada en Hawai desde tiempos remotos, la niña de cabellos rojizos y piel blanca había de protegerse del sol de las islas. Amaba el mar, amaba el sol y amaba el fuego….

Lazos blancos, vestido rosa de terciopelo y una flor de hibisco recogiendo sus rizos hacia el cielo, protegida por telas gruesas sueña y cuando nadie la ve se escapa hacia la playa volteando las cariocas sin fuego.


Años ha de aquella niña pelirroja, su cuerpo ahora deseado es solo suyo y del fuego. En medio de la noche contorsiona su cuerpo, danza, salta corre dejando tras de sí un halo de luz. La mejor  malabarista mundial de zuining de fuego es a la vez la chica más preciosa, exótica, exuberante y deseada. Jugando con aquellos ahora hombres que de pequeña la menospreciaban, el fuego de su amor lo apaga con su amante mujer ella también morena de  piel clara.


*Zuining de fuego
Zuining o carioca de fuego usan mechas para los extremos ponderados (a menudo usando kevlar ). Las mechas queden impregnados de combustible, prendieron fuego, y luego giró para un efecto dramático.
Los primeros shows de zuining de fuego conocidos eran parte de rituales hombres privado en Hawai. La primera aparición pública de estos rituales comenzó alrededor de 1959 y se convirtió en una atracción turística en la década de 1960.